Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image

Deportes y Comunicación | July 9, 2020

Scroll arriba

Arriba

Sin comentarios

¿Eternamente despistado?

¿Eternamente despistado?
ivanferrer

La vida es aquello que te pasa mientras estás ocupado haciendo otros planes. La cuestión no es si lo dijo John Lennon o si se apropió de la frase de un autor anónimo que no disponía de su megáfono mediático ni magnetismo personal. El problema es que si te quedas atrapado en el despiste, van pasando los días, las semanas, los años; y un día te das cuenta que se te ha pasado el arroz. Que tiraste tus mejores años por la borda. O tal vez estás tan en la inopia, enganchado en nimiedades y tonterías, que ni eres capaz de saber que has lanzado buena parte de tu existencia por la borda.

Nick Kyrgios ya no es aquel chaval australiano que con 18 años irrumpió en el panorama tenístico profesional. Tras 7 años en el circuito se le conoce más por sus trifulcas, faltas de respeto, niñerías y actitudes groseras que por su calidad como tenista (parece empeñado en ejecutar constantemente técnicas de autosabotaje para ser el bufón de la corte más que un aspirante serio al Top 10). Cuando no es un rival, son los árbitros, el público…

Cualquier excusa es buena, como ahora atizar a los organizadores del US Open. La triste realidad es que los años van pasando, la madurez mental no acaba de llegarle, y sigue empecinado en ser el centro de la polémica, siendo un incordio para todos. A medida que se va haciendo mayor, cada vez sorprende menos y se hace más pesado e indigesto que un bote de pintura de kilo a cucharadas soperas. Cosas del despiste…

¿Te centras en excesivas tonterías? ¿O tienes claro tu objetivo y huyes de polémicas?

photo credit: dann_z A Softer World fanart – #14 via photopin (license)

Publicar un comentario

Rellena el Captcha (para evitar el spam) * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.