Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image

Deportes y Comunicación | October 19, 2018

Scroll arriba

Arriba

Sin comentarios

¿Te acuerdas por quién habías venido?

¿Te acuerdas por quién habías venido?
ivanferrer

No tengo la más mínima duda de la capacidad atlética, la competiticidad y la calidad deportiva de Khabib Nurmagomedov, aunque sobre su capacidad de raciocinio y saber estar fuera del octágono tengo más que serias dudas… Una ola de fuego y destrucción que empaña su impecable currículum de 27 victorias. Su filosofía parece inspirada en Atila, el azote de Dios, cuya leyenda sostiene que por donde pasaban él y sus tropas -los Hunos- ya no crecía la hierba.

Delfina Pignatiello, nadadora argentina, ganó de la medalla de plata en la prueba de 800 metros libres en los Juegos Olímpicos de la Juventud. Usó toda la presión preparatoria contenida, los largos períodos de duros entrenamiento, para dar rienda suelta a la emoción. Homenajeó en el podio a su abuela recién fallecida; el recuerdo de alguien muy importante que seguro le ayudó en la final para conseguir el segundo puesto.

Cuando cambias la destrucción por los sentimientos, te ganas el corazón de todo el mundo. Son detalles que te llegan al alma, lejos de bravuconadas estúpidas de macho alfa, propias de pandilleros que basan su eje vital en la dominación y la destrucción. Lo del Delfina es un detalle emocionante, el calificativo para Nurmagomedov lo dejo a gusto del consumidor; yo ya he tirado la toalla…

¿Te quién te acuerdas cuando consigues tus metas?

photo credit: José Carlos Cortizo Pérez DSCF5673 via photopin (license)

Publicar un comentario

Rellena el Captcha (para evitar el spam) * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.